info youtube

Un equipo de la UTPL trabaja en una plataforma educativa orientada a fomentar la participación democrática y ciudadana desde la escuela, a través del uso de Internet y redes sociales

La sociedad actual se diferencia significativamente por los profundos cambios en las interacciones que día a día tienen las personas con los medios de comunicación. El desarrollo de Internet y los avances de la web han hecho posible una comunicación multidireccional en la que los ciudadanos pueden, además de usar los medios, producir con ellos e implicarse con nuevos modelos de participación, convivencia y educación, entre otros. El desarrollo de una cultura de convergencia mediática y participación está incidiendo no solamente en los comportamientos, y percepciones sociales sino en las formas de aprender y enseñar; por ello, la alfabetización específica para el empoderamiento de los ciudadanos y la democratización se convierte en una necesidad emergente. Las generaciones más jóvenes, especialmente, están creando, al amparo de plataformas digitales y redes sociales como YouTube e Instagram, nuevos relatos y nuevas experiencias que pueden llevarse a un contexto educativo en el que profesores y estudiantes a la vez que aprenden, promuevan una ciudadanía crítica y participativa.

Lucy Deyanira Andrade Vargas lidera un proyecto de investigación que integra docentes investigadores de los departamentos de Ciencias de la Educación, Comunicación y Ciencias de la Computación y Electrónica de la UTPL, cuya actividad se enmarca en la línea de competencia mediática y educación, orientada al uso de las redes o plataformas sociales: YouTube e Instagram como herramientas que apoyan la gestión de la enseñanza-aprendizaje de los profesores y estudiantes de educación básica y bachillerato de Ecuador.

La premisa de trabajo que se plantea en el estudio establece que, el desarrollo de la competencia mediática en los ciudadanos fortalece la comunicación y la participación democrática a través de los medios de comunicación e Internet y las redes sociales. “De ahí que crear nuevos modelos para la enseñanza de los profesores y el aprendizaje de los estudiantes con el uso de estas plataformas sociales, además de llevar este concepto de participación democrática y ciudadana a la escuela, nos anima a impulsar la investigación en el contexto educativo”, señala Andrade.

En Ecuador la línea sobre competencia mediática está liderada por la UTPL a través del Grupo de Investigación de Comunicación, Educación y Tecnología que forma parte de la Red Interuniversitaria EuroAmericana de Investigación sobre Competencias Mediáticas para la Ciudadanía (Alfamed), la cual, desde 2010 investiga en el área de la Educomunicación, específicamente en la línea de la alfabetización en la competencia mediática.

En la investigación participan 407 instituciones educativas, de las cuales el 34.9% son fiscales, el 35.6% son fiscomisionales y el 29.5% son particulares. Todas pertenecen a diferentes provincias del país, y el 80.8% se ubican en el sector urbano y el 19.2% en el sector rural. También participan 2.115 estudiantes entre 12 y 18 años que cursan el octavo, noveno y décimo grados de educación básica; y primero, segundo y tercer año de bachillerato. El 54.1% de los alumnos es de género femenino y el 45.9% es de género masculino. Además, participaron 407 profesores: 60.7% de género femenino y 39.3% de género masculino.

 Los resultados del estudio muestran que:

• Existe una tendencia a la democratización de la creación de contenido por parte de profesores y estudiantes de educación básica y bachillerato.

• Los docentes son quienes aprovechan las redes sociales, YouTube e Instagram, para innovar el aprendizaje de los estudiantes a través de la selección e integración de contenidos y recursos de estas redes sociales, los cuales proporcionan condiciones favorables para el diálogo, el aprendizaje colaborativo y la participación democrática.

• El modelo para “la gestión del aprendizaje” propuesto, consolida de manera integral el desarrollo de la competencia mediática de los docentes en las redes sociales YouTube e Instagram, el cual se conforma de tres dominios (conocimientos, habilidades y actitudes) en las dimensiones de lenguaje, tecnología, producción, interacción, estética y valores.

La investigación, una vez concluida, permitirá detectar puntos fuertes y débiles en cuanto a las prácticas de utilización de estas redes, así como definir vías para la educación en medios como un activo valioso para la educación en el contexto de la cultura participativa, democrática y el desarrollo de las competencias mediáticas de docentes y estudiantes.

La profesora Lucy Deyanira Andrade Vargas explica que “aún está pendiente la apertura de la “plataforma para la gestión del aprendizaje” a la comunidad educativa para la validación por parte de los usuarios y la mejora del prototipo”. El equipo investigador confía en que la plataforma constituya un apoyo pedagógico para los profesores y un recurso de aprendizaje para los estudiantes de educación básica y bachillerato. “Esperamos -dice- que esta plataforma se actualice continuamente con la participación de estudiantes de las carreras de Educación de la UTPL y de todos los usuarios que no solo la utilicen, sino que también la retroalimenten; es decir, los usuarios pasan de ser consumidores a prosumidores, incorporando orientaciones didácticas a cada uno de los recursos didácticos de la plataforma, enriqueciéndola de manera permanente y fomentando un trabajo colaborativo”.

Adicionalmente dice que, “en aras de crear contenido digital enriquecido, teniendo como base los recursos disponibles en redes sociales como YouTube, se crea un proceso de evaluación técnica y pedagógica, que sirve para la evaluación de la gestión del aprendizaje y de los recursos digitales a través de un portal web que permita la visualización y evidencia de los recursos enriquecidos e indicadores que aporten a la toma de decisiones en el ámbito educativo”.

Este reportaje forma parte de la Revista Perspectivas de Investigación, edición #61, correspondiente a los meses octubre-noviembre 2021. Si quieres acceder a la revista completa clic aquí.